Ruptura de pareja

ruptura-de-pareja-psicologia-revista-love-talavera

Cada mes la psicóloga Leticia García nos da las herramientas necesarias para llegar a encontrarnos bien.

Una ruptura no solo es la pérdida de la pareja, también nuestras amistades, nuestra casa, nuestro estilo de vida… y todo eso son pérdidas que requieren de un proceso. Se experimenta como “pérdida”, pérdida de un proyecto en común y de muchas ilusiones personales.

El sufrimiento experimentado depende de factores: la calidad percibida del vínculo amoroso que se pierde y la duración del mismo, los recursos psicológicos de la persona que sufre la pérdida, los recursos personales y la red de apoyo (familiares, amigos…) con los que cuenta, la forma y manera en la que se produce la ruptura, el momento personal en que se da y las circunstancias que lo acompañan…

Todo este proceso de angustia y superación por el que pasamos se conoce como “duelo”. El dolor emocional puede ser mucho más duro que el propio dolor físico. A continuación, explicaré cuáles son las fases del duelo en la ruptura de pareja y qué caracteriza a cada una de ellas:

  • Estado de Impacto o shock: Emocionalmente, se observa una ausencia de reacción y la persona actúa como si no hubiera pasado nada.
  • Negación: La persona es consciente de lo que ha perdido, pero no quiere aceptarlo. Niega aceptar que la relación ha terminado y fantasea con volver.
  • Tristeza: Te invade la melancolía. Las canciones, películas y pequeños detalles absurdos te devuelven al pasado. Suele ser habitual tener dificultades para dormir, y despertarse pensando en la ruptura y en la persona que nos ha abandonado. La persona piensa obsesivamente en la relación rota y en la ex pareja, a veces no habla de otra cosa.
  • Culpa: El duelo por ruptura es una de las fases más notorias y más complicadas de superar. Esta fase te lleva a darle vueltas a la cabeza respecto a que podrías haber hecho o dicho para haber perdido la relación. El pensamiento obsesivo tratando de encontrar responsables de la ruptura puede llegar a desgastar psicológicamente a la persona y provocarle un gran estado de ansiedad.
  • Rabia e ira: Una vez dejas de sentir que todo ha sido tu culpa y puedes repartir la responsabilidad de lo ocurrido comenzarás a sentir rabia. Este tipo especial de rabia se dirige, sobre todo, a la ex pareja, te puede resultar realmente útil en tu recuperación porque te ayudará a alcanzar una cierta distancia afectiva de tu pareja anterior. Cuando llega la ira, llegas incluso a cuestionarte y hacerte preguntas como: ¿ha sido real todo lo que he vivido o me han estado engañando desde el primer momento?
  • Aceptación: Las emociones son menos intensas, y permite ver lo ocurrido con sus más y sus menos, como una experiencia más en tu vida.

Es importante tener en cuenta que las fases del duelo en la ruptura de pareja no son lineales ni correlativas.

Licenciada en Psicología. Master en Psicopatología y Salud. Experta en Gestión del duelo y pérdidas por la Universidad de San Jorge. Experta en Conflictos familiares y de pareja por la Universidad de San Jorge.