Virgen del Prado

El 27 de abril de 1763 se llevó a la Virgen del Prado, en rogativa, a la Colegial por causa de algunas enfermedades que habían importado los franceses en su paso hacia Portugal, y de las cuales no era decoroso (según rezaban las crónicas) decir sus nombres, lo que sería un eufemismo para describir enfermedades de tipo venéreo. También esas mismas crónicas relatan que, durante el día de ayuno de la Natividad del Señor, los franceses anteriormente mencionados, colgaron de un olivo a un paisano suyo, dejándole a medio ahorcar.

Por David Fernández García. Licenciado en Geografía e Historia. Amante de Talavera y de sus raíces. Promotor Turístico.