Los Santos Mártires

Los santos Vicente, Sabina y Cristeta eran unos hermanos cristianos que, según la tradición, nacieron en Ebora a la que se ha identificado con Talavera en época del Imperio Romano. Nombrado pretor por Diocleciano, Daciano exterminó a los cristianos de Barcelona, Zaragoza y Toledo y, después, llegó a Talavera donde capturó a Vicente, el cual confesó su fe,  por lo que fue encarcelado. En el presidio recibe las visitas de sus hermanas Sabina y Cristeta que, con la ayuda de los guardias, le ayudan a escapar. Enterado Daciano de la huida de Vicente y sus hermanas, ordenó que fuesen capturados y ejecutados. Algo que sucedió en Ávila, donde los jóvenes santos fueron martirizados. Sin embargo sobre estos personajes hay muchas incógnitas e, incluso, puede que sólo sea un mito, que los santos mártires en realidad no existieran  y la leyenda sea la cristianización de una triada de dioses paganos.

Por David Fernández García. Licenciado en Geografía e Historia. Amante de Talavera y de sus raíces. Promotor Turístico.