Esos maravillosos años – Tribu: parte 1

Siguiendo la línea temporal de mi primer artículo (Love Talavera Julio 2015 “Sonámbulos”), esta vez debo centrarme en el otro grupo de música que pisó gran parte de los escenarios locales y de fuera de nuestras fronteras: Tribu. Marcados a fuego por el rock patrio y urbano, comenzaron su andadura en 1988 en los bajos fondos de lo que hoy seguimos conociendo como el “Hogar extremeño” de la ciudad. Los primeros Tribu lo componían Gustavo Martín (Guitarra), José Manuel Núñez “Piki” (Bajo) y Ramón López (Batería). Pero como todo buen grupo, había una figura que siempre estaba ahí para lo que hiciera falta, desde técnico de sonido, pasando por chófer de la banda, hasta el manager de grupo. Me refiero a Rubén Martín, hermano mayor de Gustavo, y la persona que me ha ayudado a reconstruir la apasionante historia de Tribu para todos vosotros. Y que mejor sitio para debutar sobre el terreno de juego que su propia casa, así lo pensaron en el Hogar Extremeño que les propusieron tocar en su “Semana cultural”. La fecha fue el 8 de Abril de 1989 y el grupo se preparó el concierto con versiones de alguno de sus grupos favoritos y con algún tema propio. Pero no todo el mundo soporta el peso de verse subido en las tablas ante la multitud, por lo que, preso del pánico escénico, Pedro, segundo guitarrista del grupo, abandona a la banda días antes de la actuación. Menos mal que Francisco Javier García “Juansi”, les echa un cable para poder debutar como se merecían. Como todo primer concierto de todo grupo novel, fue un pelín desastre en cuanto a fallos técnicos y de ejecución, pero la sensación fue satisfactoria por parte de público y banda, y el grupo se sintió con fuerza para seguir adelante con su proyecto musical.

Tribu comenzó su andadura en la música en el año 1988

El primer tema propio que presentaron en dicho concierto fue “No vas a escapar”, el resto fueron versiones de Leño o Los Suaves. Los directos se fueron sucediendo en diversos institutos de la ciudad (que pena que ahora no se siga haciendo este tipo de “giras”) y en la Caseta de la Juventud en las Ferias de Mayo.  La década de los 90 comenzó con muchas novedades importantes para el devenir de Tribu. Tras un año sin parar, se volvió a tocar en el Hogar Extremeño, siendo el último concierto de “Juansi”, y volviendo la banda a ser el trío que eran al comienzo de toda la historia. Aunque se volvió a subir, esta vez de verdad por última vez, en la segunda actuación que dieron en la Caseta de la Juventud. En el verano de 1990, Tribu grabaron su primera maqueta casera de título homónimo, con temas propios tales como “¡Dejadnos en paz!” o “Que decepción”.  En este momento entra en escena un personaje que me dará de que hablar en otros artículos, Juan Pablo Orduñez “El Pirata”, que recibe la maqueta y que pinchó en su programa de la Cadena 100 a nivel nacional. Esto supuso el comienzo de una gran relación profesional entre grupo y locutor. Hasta aquí la primera parte de este grupo musical, el mes que viene os traigo la segunda y última parte de la historia de Tribu, y la más emocionante.

Valora este artículo
Por Dani Moral. Informador turístico. Guía en el Museo Etnográfico de Talavera de la Reina. Cantante de Treze.